Asia

La industria marítima, aún con sus altibajos, continúa generando fuertes inversiones y las navieras siguen construyendo cada vez con mayor frecuencia, monstruosos buques portacontenedores.

La industria marítima, aún con sus altibajos, continúa generando fuertes inversiones y las navieras siguen construyendo cada vez con mayor frecuencia, monstruosos buques portacontenedores.
Una de las compañías que más cantidad de pedidos ha realizado en el sudeste asiático es la firma japonesa Nisshin Shipping, la cual realizó pedido de hasta 25 nuevos buques en astilleros chinos y japoneses con el objetivo de modernizar su flota.

Datos de la empresa confirman que dentro del pedido, se encuentran cuatro pequeños petroleros con productos químicos, siete graneleros Ultramax y 14 bulkers Panamax con una inversión estimada de U$S 670 millones.

Las entregas están programadas para comenzar en 2019 continuando en 2020 y 2021.