19
Sun, Aug
56 New Articles

América

Tantas historias, tantas cosas para decir y por supuesto, un elemento en común: la rutina de la operatoria en los  Amarraderos Fluviales que tanto servicio le prestan al comercio exterior de la región.

Tantas historias, tantas cosas para decir y por supuesto, un elemento en común: la rutina de la operatoria en los  Amarraderos Fluviales que tanto servicio le prestan al comercio exterior de la región.

De esto versa el nuevo libro de Daniel Rey, titular de la reconocida firma El Hauar, cuyo título es Operación de amarraderos fluviales”.
El autor nos contó en exclusiva, que el libro no es ni más ni menos, que un compendio de la operatoria de una empresa que cuenta con más de 10 años de experiencia en el sector y con una rica historia que comienza con la operatoria en un amarradero de barcazas, para convertirse luego en un referente del transporte fluvial.

En el libro, Rey habla acerca de (claro) lo que más sabe que es la tarea de los amarraderos, su día a día, su lucha constante por sobrevivir y algunas cuestiones desconocidas por el gran público. Además, en el libro hay detalles claros acerca de la normativa vigente y también de algo vital en la industria, como son los procesos de trabajo que hacen a una compañía crecer en un segmento competitivo.

Rey nos explicó que los amarraderos nacieron más bien por una necesidad ya que hace veinte años venía el remolcador empujando dos o cuatro barcazas como máximo, entonces iban directamente a la zona de espera, mientras que hoy con el avance de la tecnología y por ende de la potencia de estos navíos, los remolcadores trasladan hasta 30 barcazas.

En materia regulatoria, el titular de El Huar relató que recién en 2011 se creó una normativa para Aduana y Migraciones, la cual se fue modificando hasta hoy con el afán de cubrir todas las situaciones que se van presentando en los amarraderos.

El empresario nos relata que hubo una evolución notable desde aquellos días que los amarraderos eran simples árboles, a las estructuras de la actualidad donde se brinda realmente un servicio asegurando que las barcazas no se suelten y entorpezcan la tarea de otros navíos que navegan en el mismo sector.

"Desde El Hauar, nos dimos cuenta que hemos logrado crear un verdadero sistema de gestión, que incluye claro una buena infraestructura pero que también le suma la capacitación de nuestros trabajadores y la innovación continúa para mejorar nuestros servicios día a día" explicó Rey, quien finalmente se mostró feliz con la aparición de su libro, una publicación más que interesante para toda la comunidad logística de la región.